Skip to Content

Potential Secure, Low Carbon Growth Pathways for the Chinese Economy

Este documento esboza los posibles caminos que China puede seguir para conseguir sus objetivos energéticos y climáticos, asegurando a la vez un desarrollo económico continuado.

China sigue desempeñando un papel fundamental en cualquier conversación o negociación sobre cambio climático, ya que se trata del principal emisor de gases de efecto invernadero relacionados con su sector energético, y el primer consumidor de energía del mundo, sobrepasando a los Estados Unidos en los últimos años.

Es importante destacar que China viene evaluando su potencial de desarrollo de un futuro energético bajo en emisiones, considerando cómo encajarlo con otros objetivos estratégicos, incluyendo el crecimiento económico, pero también la seguridad del suministro energético, los impactos medioambientales locales, los aspectos sanitarios y los planes de desarrollo de los recursos naturales. El gobierno chino ya ha puesto en marcha una serie de políticas para mejorar la eficiencia energética, diversificar las fuentes de suministro, establecer objetivos en energías renovables, y calendarios para la reducción de emisiones de CO2.

El escenario que se presenta en este documento asume una serie de supuestos (económicos, estructurales, tecnológicos y comerciales) para ofrecer una visión general del modo en que las diferentes tecnologías y fuentes de energía pueden contribuir al futuro energético, a qué coste y con qué horizontes temporales.

 

Fecha de publicación: 
Mié, 26 Ene 2011