Skip to Content

Análisis comparativo de las ofertas de gas natural y electricidad para los consumidores domésticos-residenciales y otros de bajo consumo

La Comisión Nacional de Energía, en el ámbito de las actividades de supervisión del mercado minorista, realizadas por las Direcciones de Energía Eléctrica y de Gas, ha considerado oportuna la realización de un análisis de las ofertas de suministro de electricidad y de gas natural que las empresas comercializadoras están ofreciendo en la actualidad a los consumidores españoles de los segmentos domestico-residencial y otros de bajo consumo. El análisis se ha llevado a cabo sobre la base de la información obtenida de las ofertas publicadas en las páginas web de las comercializadoras en el periodo del 1 al 7 de febrero de 2010.

El objetivo del estudio es facilitar al consumidor la comparación entre las ofertas de gas o electricidad, para que pueda elegir la oferta que mejor se adapte a sus necesidades de consumo.

A estos efectos, han tenido lugar cambios regulatorios de especial relevancia para los consumidores y la actividad de comercialización en un escenario de mercados liberalizados, tal como propugnan las leyes sectoriales: la Ley 17/2007, de 4 de julio, por la que se modifica la Ley 54/1997, de 27 de noviembre, del Sector Eléctrico, para adaptarla a lo dispuesto en la Directiva 2003/54/CE, del Parlamento Europeo y del Consejo, de 26 de junio de 2003, sobre normas comunes para el mercado interior de la electricidad; y la Ley 12/2007, de 2 de julio, por la que se modifica la Ley 34/1998, de 7 de octubre, del Sector de Hidrocarburos, con el fin de adaptarla a lo dispuesto en la Directiva 2003/55/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 26 de junio de 2003, sobre normas comunes para el mercado interior del gas natural.

Según lo establecido en estas disposiciones legales, la actividad de distribución queda asignada a agentes que tienen como objeto social exclusivo el diseño, construcción, operación y mantenimiento de las redes de distribución, y todos los consumidores tanto de gas como de electricidad han pasado a ser suministrados a través de una empresa comercializadora.

Como medida de protección al consumidor, la regulación establece una tarifa de último recurso tanto para el sector de gas natural como para el de electricidad.

Así en el caso del sector de gas natural, a partir del 1 de julio de 2009, tienen derecho a acogerse a la tarifa de último recurso los consumidores conectados a gasoductos de presión igual o inferior a 4 bar y consumo anual menor o igual a 50.000 kWh/año.

Del mismo modo, en el sector de la electricidad, a partir del 1 de julio de 2009, tienen derecho a acogerse a la tarifa de último recurso los consumidores conectados a redes de baja tensión con potencia contratada menor o igual a 10 kW.

Por otra parte, los consumidores que por su nivel de consumo de gas (presión de suministro igual o menor de 4 bar) o potencia contratada de electricidad (suministro en baja tensión)superenlos valores de 50.000 kWh/año y 10 kW, respectivamente, deben contratar el suministro con un comercializador en el libre mercado, si bien hasta el 31 de diciembre de 2010, en caso de no hacerlo, serían suministrados por el comercializador de último recurso integrado en el mismo grupo empresarial del distribuidor de la zona en la que tienen ubicado el punto de suministro, aplicándose en esta circunstancia un precio disuasorio (penalizador), evidentemente superior al que normalmente ofrecen los comercializadores en el mercado liberalizado.

En este contexto, la CNE ha elaborado un estudio para el periodo comprendido entre 1 y el 7 de febrero de 2010, consistente en el análisis del conjunto de las ofertas de suministros de gas y electricidad a precio libre en España para los consumidores domésticos–residenciales y otros de bajo consumo, y su comparación con las tarifas de último recurso, u otros precios regulados que con carácter transitorio y disuasorio se aplicarían a aquellos consumidores que por su nivel de consumo de gas y presión de suministro igual o menor de 4 bar o potencia contratada de electricidad y suministro en baja tensión, superen los valores de 50.000 kWh/año y 10 kW, respectivamente, y que deben contratar el suministro con un comercializador en el libre mercado.

Se trata por tanto de un análisis de este mercado de ofertas que con carácter público las comercializadoras han difundido en sus sitios web y que tienen como destinatarios los colectivos de consumidores mencionados. A estos efectos, la comparación tiene un carácter orientativo y se establece para diversos consumidores tipo con un perfil de consumo representativo de estos colectivos de consumidores. Cualquier perfil diferente al elegido, podría dar resultados distintos a los que se muestran en este análisis.

Fecha de publicación: 
Jue, 4 Mar 2010